Acción complementaria de pteroestilbenos, resveratrol, curcumina y vitamina D frente a los radicales libres

Antiaging

PTEROSTILBENO 

Los estilbenos son compuestos naturales que se encuentran en una serie de familias de plantas, incluyendo Vitaceae y (dentro de esta familia) Vitis vinifera L., que es la especie más importante cultivada en todo el mundo para la producción de uva y vino.

Pterostilbeno (3,5-dimetoxi-40-hidroxiestilbeno) es una fitoalexina, es decir, una sustancia antimicrobiana sintetizada de novo por las plantas como resistencia contra ciertos patógenos. Es un un análogo dimetilado natural de resveratrol (3,5,40-trihidroxiestilbeno).

Es un agente antifúngico mucho más potente (410 veces) que resveratrol,  y tiene diversos efectos farmacológicos, tales como propiedades antiinflamatorias y anticancerígenas.

Además, el pterostilbeno tiene mayor lipofilia y un mayor potencial de captación celular que resveratrol. Es posible que el pterostilbeno tenga una probabilidad más alta de alcanzar y penetrar en las células vivas que otros estilbenos.

 Los estilbenos, incluyendo tanto al pterostilbeno como al resveratrol, pueden ser beneficiosos en procesos que afectan diversos órganos y sistemas, como la piel, especialmente en las dermatosis inflamatorias, infecciones micóticas, dermatitis exfoliativas, dermatitis alérgica, dermatitis pruriginosas, pigmentosas, enfermedades del colágeno, fotosensibilidad y diversas otras dermatosis asociadas a enfermedades crónicas; ejercen onco-protección; mejoran la resistencia a la insulina, el flujo sanguíneo y diversos eventos cardiovasculares isquémicos; son beneficiosos en procesos como obesidad, tolerancia alterada a la glucosa, dislipidemia, función cognitiva y diabetes tipo 2 (que aumentan su frecuencia con el incremento de la edad) proceso en los que indirectamente contribuye a la actividad de la SOD, glutatión, glutatión peroxidasa y catalasa estabilizando el estado redox celular, disminuyen el estrés oxidativo y la inflamación. Además, desde el punto de vista cognitivo, ejercen diversos efectos neuromoduladores que pueden contribuir al restablecimiento de funcionalidad cerebral, potencialmente comprometida por el proceso de envejecimiento (Figura 1).

Figura 1. Representación esquemática de los efectos neuromoduladores de pterostilbeno y resveratrol que pueden contribuir a una funcionalidad cerebral más óptima.  

 

 

RESVERATROL 

Los polifenoles como el resveratrol, el galato de epigalocatequina (EGCG) y la curcumina han sido reconocidos por tener efectos beneficiosos sobre la salud cardiovascular y ser protectores en el envejecimiento. En el caso de los trastornos cardiovasculares, el estrés oxidativo y ROS han sido implicados en el daño endotelial, la progresión a la aterosclerosis y la lesión sostenida por infarto de miocardio. Además, la interacción entre la hipercolesterolemia, los radicales libres y las moléculas inflamatorias generan un ambiente propenso al daño endotelial, un hecho distintivo de la progresión aterosclerótica.

Pterostilbeno y resveratrol han mostrado efectos neuromoduladores de interés para la recuperación y mantenimiento del funcionamiento cognitivo, psicomotor y del rendimiento intelectual que pueden comprometerse con el aumento de la edad de las personas

El resveratrol es un compuesto de estilbeno y una fitoalexina, sintetizada por las plantas en respuesta a estímulos estresantes. Además de su presencia en el vino tinto y los frutos rojos, el resveratrol se encuentra en las uvas rojas, los arándanos, los cacahuetes, el té itadori, así como en el lúpulo, los pistachos y en los zumos de uva y arándano.

En el estudio sobre tendencias y determinantes de enfermedad cardiovascular promovido por la Organización Mundial de la Salud recogieron datos de individuos de 26 países sobre ingesta de alimentos y parámetros de salud cardiovascular. Algunos de los hallazgos del estudio sugirieron una correlación inversa entre la ingesta de grasas en la dieta y el riesgo de enfermedades cardiovasculares atribuidas al consumo de vino en las poblaciones francesa y suiza; sin embargo, en poblaciones de los Estados Unidos, el Reino Unido y Australia que consumieron cantidades similares de grasa en la dieta, pero no en una cantidad equivalente de vino, la tasa de mortalidad por enfermedades cardiovasculares fue mucho mayor. Los hallazgos sugieren que los efectos perjudiciales de una dieta rica en grasas fueron contrarrestados por el consumo comparativamente más alto de vino, y este hecho se atribuye a la presencia de resveratrol, el polifenol primario que se encuentra en el vino tinto. Numerosos ensayos clínicos se han llevado a cabo para evaluar la correlación entre el consumo de resveratrol y los parámetros de riesgo para las enfermedades cardiovasculares.

Resveratrol ha contribuido a mejorar el perfil lipídico en pacientes con riesgo de enfermedad cardiovascular, así como a mejorar el perfil glucémico en personas con alteración del metabolismo de la glucosa. Además, el resveratrol modula la biosíntesis, reciclado y consumo de glutatión favoreciendo su homeostasis en el sistema redox celular.

Resveratrol es de especial interés en personas con riesgo alto de desarrollar placas de ateromas (aterosclerosis) y cuando es necesario prevenir la agregación plaquetaria.

Otros estudios hablan del papel protector del resveratrol en la vulnerabilidad asociada a la fragilidad que aparece en procesos asociados al envejecimiento, actuando como neuroprotector.También se ha investigado los potenciales beneficios del resveratrol como fitoestrógeno. Los estrógenos, y también los fitoestrógenos, actúan mediante los receptores de estrógenos. La unión del estrógeno con estos receptores activa la transcripción de los genes que regula, por lo tanto, podrían activar genes beneficiosos para la longevidad como los genes antioxidantes. Se ha determinado que el resveratrol se puede unir a los receptores de estrógenos y, por lo tanto, activar la transcripción de tales genes a concentraciones comparables a aquellas que se requieren para sus otros efectos biológicos. Resveratrol parece tener actividad similar a los estrógenos, lo que es de especial relevancia en las mujeres post-menopaúsicas; también parece ralentizar el crecimiento de células tumorales en la glándula mamaria.

 

CURCUMINA 

El polifenol curcumina es el componente activo de la cúrcuma, una especia india común, derivada del rizoma de la planta Curcuma longa. La curcumina es el constituyente más abundante de la cúrcuma; que comprende aproximadamente 2% -5% del compuesto. Diversos estudios clínicos han asociado el uso de curcumina (500 mg/día por una semana) en voluntarios sanos con la disminución en suero de peróxidos de lípidos y de colesterol total y aumento de HDL. En general, se ha observado que la curcumina ejercería efectos protectores del miocardio en condiciones de niveles altos de azúcar y contribuiría a disminuir la grasa vascular aórtica.

Curcumina asociada a lecitina (Meriva®) contribuiría a la salud ósea y de las articulaciones; a la salud visual y de los vasos periféricos; a la tolerancia al ejercicio y realización de deportes, y a la salud de la piel cuando se emplean corticoesteroides tópicos. 

También existe una formulación patentada que combina pterostilbeno y curcumina en un único producto. Su finalidad es la de aportar una cantidad terapéuticamente eficaz de pterostilbeno y de curcumina, así como un transportador aceptable en el organismo en una sola formulación. Un producto con estas características puede reducir los efectos dañinos del estrés oxidativo, disminuir la inflamación en afecciones del aparato digestivo como en la enfermedad inflamatoria crónica del intestino, y en procesos neoplásicos.

VITAMINA D 

Bajo el nombre de vitamina D se incluyen 4 moléculas diferentes:

  1. vitamina D2 (ergocalciferol) 
  2. vitamina D3 (colecalciferol) 
  3. 25-hidroxivitamina D (calcidiol, calcifediol o 25-hidroxicolecalciferol) 
  4. 1,25-dihidroxivitamina D (calcitriol o 1,25-dihidroxicolecalciferol) 

La vitamina D2, la vitamina D3 y el calcidiol se consideran prohormonas. Las tres sustancias son metabolitos en la cadena de síntesis del calcitriol, que es la forma activa de la vitamina D.El calcidiol también parece mostrar actividad hormonal, principalmente relacionada con la proliferación celular. Desde un punto de vista nutricional, cuándo se habla de vitamina D se refiere a la vitamina D2 o a la vitamina D3, que son las formas absorbibles en el intestino y las que se utilizan para enriquecer alimentos o como ingredientes de suplementos vitamínicos. Existen numerosos estudios que comparan la vitamina D2 y la vitamina D3 y la mayoría encuentran que la eficacia de la vitamina D3 en el cuerpo humano es igual o superior.

El envejecimiento afecta la formación de 1,25-dihidroxivitamina D (1,25 [OH] 2D; calcitriol), la forma activa de la vitamina D. El envejecimiento también causa una disminución en la absorción de calcio que precede a la disminución de 1,25 (OH) 2D en 10 a 15 años. Debido a que 1,25 (OH) 2D depende de un suministro adecuado de sustrato de vitamina D, el desarrollo de deficiencia de vitamina D conduce a una mayor reducción en la formación de 1,25 (OH) 2D (Figura 2).

 

 Figura 2. Metabolismo de la vitamina D.

Como resultado del aumento de la edad hay disminución de la absorción de calcio, de los receptores de vitamina D (necesarios para la activación de genes específicos en órganos diana), de la producción renal de 1,25 (OH)2 D por el riñón envejecido, de la producción de vitamina D por la piel y tendencia general a una ingesta deficiente de vitamina D. La deficiencia de vitamina D tiene una prevalencia variable en los países desarrollados en los que es frecuente la suplementación de productos lácteos y otros alimentos con vitamina D.

La exposición a la luz solar aumenta los niveles séricos de 25OHD en aproximadamente 10 ng / ml durante los meses de verano, resultando en 25OHD sérico bajo aproximadamente de 3 a 4 meses en invierno, con 2 meses adicionales de niveles bajos en latitudes con menos horas de sol. La suplementación de vitamina D en el invierno puede prevenir la deficiencia de vitamina D. La insuficiencia de vitamina D ha sido definida como un nivel sérico de 25OHD inferior a 20 ng / ml (y> 10 ng / ml).

La vitamina D disminuye significativamente con el envejecimiento. Sin embargo, mantener niveles óptimos es esencial para la salud ósea y articular, así como para prevenir afecciones cardiovasculares, respiratorias, neurológicas, gastrointestinales, musculares, metabólicas y de la piel.

Aunque el rol principal de la vitamina D en el organismo es el mantenimiento de las concentraciones de calcio extracelular, otras enfermedades se han asociado con bajos niveles séricos de 25OHD (Tabla 1).

Tabla 1. Deficiencia de vitamina D en el envejecimiento y condiciones patológicas asociadas.

 

La asociación de pterostilbeno, resveratrol, curcumina y vitamina D ejercen numerosos beneficios por su acción complementaria, eliminadora de radicales libres y preventiva de su nueva formación en diversos tejidos. 

Personas en edad media de la vida y mayores se beneficiarían de sus efectos neuromoduladores para recuperar y mantener el funcionamiento cognitivo, psicomotor y el rendimiento intelectual; de sus beneficios sobre la piel, preventivos de aterosclerosis y de optimización del metabolismo de la glucosa; a la salud ósea y de las articulaciones; a la salud visual y de los vasos periféricos; a la tolerancia al ejercicio y realización de deportes. Además, en mujeres perimenopáusicas esta asociación contribuiría a mantener una actividad parecida a la de los estrógenos con sus beneficios potenciales para la salud.

 

 

Puede obtener más información sobre Estilbenos, curcumina, otros fitoquímicos y vitamina D en nuestro folleto para profesionales.

 

 

 Referencias y webs consultadas.

Alehagen U, Aaseth J, Johansson P. Reduced Cardiovascular Mortality 10 Years after Supplementation with Selenium and Coenzyme Q10 for Four Years: Follow-Up Results of a Prospective Randomized Double-Blind Placebo-Controlled Trial in Elderly Citizens. Schmidt HH, ed. PLoS ONE. 2015;10(12):e0141641. doi:10.1371/journal.pone.0141641.
Alehagen U, Aaseth J, Alexander J, Johansson P. Still reduced cardiovascular mortality 12 years after supplementation with selenium and coenzyme Q10 for four years: A validation of previous 10-year follow-up results of a prospective randomized double-blind placebo-controlled trial in elderly. PLoS One.2018 Apr 11;13(4):e0193120. doi: 10.1371/ journal.pone.0193120.
Almeida M. Aging and oxidative stress: a new look at old bone. IBMS BoneKEy. 2010;7(10):340-352 doi: 10.1138/20100467. Disponible en https://www.nature.com/bonekey/knowledgeenvironment/2010/1010/ bonekey20100467/full/bonekey20100467.html Accedido Mayo 2018
Beer C, Wood S, Veghte RH. A clinical trial to investigate the effect of Cynatine HNS on hair and nail parameters. The Scientific World Journal Volume 2014, Article ID 641723, 6 pages http://dx.doi.org/10.1155/2014/641723 Disponible en https://www.hindawi.com/journals/tswj/2014/641723/ Accedido Mayo 2018
Bhagavan HN, Chopra RK. Coenzyme Q10: absorption, tissue uptake, metabolism and pharmacokinetics. Free Radic Res.2006 May;40(5):445-53.
Bothig, S. WHO MONICA project: Objectives and design. Int. J. Epidemiol. 1989, 18, S29–S37.
Brocard A, Dréno B. Innate immunity: a crucial target for zinc in the treatment of inflammatory dermatosis. J Eur Acad Dermatol Venereol. 2011 Oct;25(10):1146-52. doi: 10.1111/j.1468-3083.2010.03934.x.
Calabrese V, Dattilo S, Petralia A et al. Analytical approaches to the diagnosis and treatment of aging and aging-related disease: redox status and proteomics. Free Radic Res. 2015 May;49(5):511-24. doi: 10.3109/10715762.2015.1020799.
Calliandra B. Harris, Winyoo Chowanadisai, Darya O. Mishchua, Mike A. Satre, Carolyn M. Slupsky, Robert B. Rucker. Dietary pyrroloquinoline quinone (PQQ) alters indicators of inflammation and mitochondrial-related metabolism in human subjects. Journal of Nutritional Biochemistry 24 (2013) 2076–2084.
Camici GG, Savarese G, Akhmedov A, Lüscher TF.Molecular mechanism of endothelial and vascular aging: implications for cardiovascular disease. Eur Heart J. 2015 Dec 21;36(48):3392-403. doi: 10.1093/eurheartj/ehv587.
Campisi J. Aging, cellular senescence, and cancer. Annu Rev Physiol 2013;75:685–705.
Cao N, Liu Z, Chen Z, et al. Ascorbic acid enhances the cardiac differentiation of induced pluripotent stem cells through promoting the proliferation of cardiac progenitor cells. Cell Research. 2012;22(1):219-236. doi:10.1038/cr.2011.195.
Carillon J, Notin C, Schmitt K, Simoneau G, Lacan D. Dietary Supplementation with a Superoxide Dismutase-Melon Concentrate Reduces Stress, Physical and Mental Fatigue in Healthy People: A Randomised, Double-Blind, Placebo- Controlled Trial. Nutrients. 2014;6(6):2348-2359. doi:10.3390/nu6062348.
Carillon J, Rouanet JM, Cristol JP, Brion R. Superoxide dismutase administration, a potential therapy against oxidative stress related diseases: several routes of supplementation and proposal of an original mechanism of action. Pharm Res. 2013 Nov;30(11):2718-28. doi: 10.1007/s11095-013-1113-5.
Cashman MW, Sloan SB. Nutrition and nail disease. Clin Dermatol. 2010 Jul-Aug;28(4):420-5. doi: 10.1016/j. clindermatol.2010.03.037.
Chen C, Jiang X, Lai Y, Liu Y, Zhang Z. Resveratrol protects against arsenic trioxide-induced oxidative damage through maintenance of glutathione homeostasis and inhibition of apoptotic progression. Environmental and molecular mutagenesis. 2015;56(3):333-346. doi:10.1002/em.21919.32
Chen C, Jiang X, Hu Y, Zhang Z. The protective role of resveratrol in the sodium arsenite-induced oxidative damage via modulation of intracellular GSH homeostasis. Biol Trace Elem Res. 2013 Oct;155(1):119-31. doi: 10.1007/s12011-013- 9757-x.
Coley N, Vaurs C, Andrieu S. Nutrition and cognition in aging adults. Clin Geriatr Med 2015 http://dx.doi.org/10.1016/j. cger.2015.04.008
Dabhade P, Kotwal S. Tackling the aging process with bio-molecules: a possible role for caloric restriction, food-derived nutrients, vitamins, amino acids, peptides, and minerals. J Nutr Gerontol Geriatr.2013;32(1):24-40. doi: 10.1080/21551197.2012.753777.
Dandawate PR, Subramaniam D, Jensen RA, Anant S. Targeting cancer stem cells and signaling pathways by phytochemicals: Novel approach for breast cancer therapy. Semin Cancer Biol. 2016 Oct;40-41:192-208. doi: 10.1016/j. semcancer.2016.09.001
Denzoin VulcanoLA, SoraciAl, Tapia MO. Homeostasis del glutatión. Acta Bioquím Clín Latinoam 2013; 47 (3): 529-39. Disponible en http://www.scielo.org.ar/pdf/abcl/v47n3/v47n3a07.pdf Accedido Mayo 2018.
Estrela JM, Ortega A, Mena S et al Pterostilbene: Biomedical applications Crit Rev Clin Lab Sci, 2013; 50(3): 65–78 DOI: 10.3109/10408363.2013.805182
Estrella V, Nipotti J, Orive M, Fernández Bussy R. La piel y sus nutrientes. Rev. argent. dermatol. [Internet]. 2015 Jun [citado 2018 Mayo 26] ; 96( 2 ): 117-133. Disponible en: http://www.scielo.org.ar/scielo.php?script=sci_ arttext&pid=S1851-300X2015000200010&lng=es.
Gallagher JC. Vitamin D and Aging. Endocrinology and metabolism clinics of North America. 2013;42(2):319-332. doi:10.1016/j.ecl.2013.02.004.
Gambini J, Lopez-Grueso R, Olaso-Gonzalez G et al. Resveratrol: distribución, propiedades y perspectivas. Rev Esp Geriatr Gerontol. 2013;48(2):79–88
Gonzalez-Guardia L, Yubero-Serrano EM, Delgado-Lista J et al. Effects of the Mediterranean Diet Supplemented With Coenzyme Q10 on Metabolomic Profiles in Elderly Men and Women. J Gerontol A Biol Sci Med Sci. 2015 January;70(1):78–84 doi:10.1093/gerona/glu098
Iliodromitis EK, Lazou A, Kremastinos DT. Ischemic preconditioning: Protection against myocardial necrosis and apoptosis. Vascular Health and Risk Management. 2007;3(5):629-637.
Khurana S, Venkataraman K, Hollingsworth A et al. Polyphenols: Benefits to the Cardiovascular System in Health and in Aging. Nutrients 2013, 5, 3779-3827; doi:10.3390/nu5103779
Li J, Liu D, Sun L, Lu Y, Zhang Z. Advanced glycation end products and neurodegenerative diseases: mechanisms and perspective. J Neurol Sci 2012;15;317:1–5.
Li C-J, Sun L-Y, Pang C-Y. Synergistic Protection of N-Acetylcysteine and Ascorbic Acid 2-Phosphate on Human Mesenchymal Stem cells Against Mitoptosis, Necroptosis and Apoptosis. Scientific Reports. 2015;5:9819. doi:10.1038/ srep09819.
López-Otín C, Blasco MA, Partridge L, Serrano M, Kroemer G. The Hallmarks of Aging. Cell. 2013;153(6):1194-1217. doi:10.1016/j.cell.2013.05.039.
Madmani ME, Yusuf Solaiman A, Tamr Agha K, Madmani Y, Shahrour Y, Essali A, Kadro W. Coenzyme Q10 for heart
failure. Cochrane Database of Systematic Reviews 2014, Issue 6. Art. No.: CD008684. DOI: 10.1002/14651858. CD008684.pub2
Maggio D, Barabani M, Pierandrei M, Polidori MC, Catani M, Mecocci P, Senin U, Pacifici R, Cherubini A. Marked decrease in plasma antioxidants in aged osteoporotic women: results of a cross-sectional study. J Clin Endocrinol Metab. 2003 Apr;88(4):1523-7.
Manevich Y, Hutchens S, Halushka PV, et al. Peroxiredoxin VI Oxidation in Cerebrospinal Fluid Correlates with TBI Outcome. Free radical biology & medicine. 2014;72:210-221. doi:10.1016/j.freeradbiomed.2014.04.002.
McCarty MF, DiNicolantonio JJ. An increased need for dietary cysteine in support of glutathione synthesis may underlie the increased risk for mortality associated with low protein intake in the elderly. AGE (2015) 37: 96 DOI 10.1007/s11357- 015-9823-8
Opinder Sahota; Understanding vitamin D deficiency. Age and Ageing, Volume 43, Issue 5, 1 September 2014, Pages 589–591 doi.org/10.1093/ageing/afu104
Page MM, Robb EL, Salway KD, Stuart JA. Mitochondrial redox metabolism: aging, longevity and dietary effects. Mech Ageing Dev. 2010 Apr;131(4):242-52. doi:10.1016/j.mad.2010.02.005.
Potgieter M, Pretorius E, Pepper MS. Preimary and secondary coenzyme Q10 deficiency: the role of therapeutic supplementation. Nutrition in clinical care. Nutrition Reviews 2013; 71 (3):180-188 doi:10.1111/nure.12011
Poulose SM, Thangthaeng N, Miller MG, Shukitt-Hale B. Effects of pterostilbene and resveratrol on brain and behavior. Neurochemistry International (2015), http://dx.doi.org/10.1016/j.neuint.2015.07.017
Pullar JM, Carr AC, Vissers MCM. The Roles of Vitamin C in Skin Health. Nutrients. 2017;9(8):866. doi:10.3390/ nu9080866.
Ribera Casado JM. Antiaging treatments: what are we talking about?. An R Acad Nac Med (Madr). 2014;131(1):127-50.
Romao S. Therapeutic value of oral supplementation with melon superoxide dismutase and wheat gliadin combination. Nutrition. 2015 Mar;31(3):430-6. doi: 10.1016/j.nut.2014.10.006.
Ruszkiewicz J, Albrecht J. Changes in the mitochondrial antioxidant systems in neurodegenerative diseases and acute brain disorders. Neurochem Int.2015 Sep;88:66-72. doi: 10.1016/j.neuint.2014.12.012.
Scheinfeld N, Dahdah MJ, Scher  Vitamins and minerals: their role in nail health and disease. J Drugs Dermatol. 2007 Aug;6(8):782-7.
Sekhar RV, Patel SG, Guthikonda AP et al. Deficient synthesis of glutathione underlies oxidative stress in aging and can be corrected by dietary cysteine and glycine supplementation Am J Clin Nutr 2011;94:847–53.
Sharma A, Fonarow GC, Butler J et al. Coenzyme Q10 and Heart Failure: A State-of-the-Art Review. Circ Heart Fail. 2016 Apr;9(4):e002639. doi: 10.1161/CIRCHEARTFAILURE.115.002639.
Si H, Liu D. Dietary antiaging phytochemicals and mechanisms associated with prolonged survival.The Journal of nutritional biochemistry. 2014;25(6):581-591. doi:10.1016/j.jnutbio.2014.02.001.
Sousa-Victor P, Gutarra S, García-Prat L et al. Geriatric muscle stem cells switch reversible quiescence into senescence. Nature. 2014 Feb 20;506(7488):316-21. doi: 10.1038/nature13013.
Srivastava S. The Mitochondrial Basis of Aging and Age-Related Disorders. Khrapko K, Woods D, eds. Genes. 2017;8(12):398. doi:10.3390/genes8120398.
Su CM, Lee WH, Wu AT et al. Pterostilbene inhibits triple-negative breast cancer metastasis via inducing microRNA-205 expression and negatively modulates epithelial-to-mesenchymal transition. J Nutr Biochem. 2015 Jun;26(6):675-85. doi: 10.1016/j.jnutbio.2015.01.005
Thomas SR, Leichtweis SB, Pettersson K et al. Dietary cosupplementation with vitamin E and coenzyme Q(10) inhibits atherosclerosis in apolipoprotein E gene knockout mice. Arterioscler Thromb Vasc Biol. 2001 Apr;21(4):585-93.
Venereo Gutierrez J. Daño oxidativo, radicales libres y antioxidantes. Rev Cubana Med Milit 2002; 31(2):126-133. Disponible en http://bvs.sld.cu/revistas/mil/vol31_2_02/MIL09202.pdf Accedido Mayo 2018
Wakimoto R, Ono M,Takeshima M, Higuchi T, Nakano S. Differential Anticancer Activity of Pterostilbene Against Three Subtypes of Human Breast Cancer Cells. Anticancer Res. 2017 Nov;37(11):6153-6159.
Wen W, Lowe G, Roberts CM et al. Pterostilbene, a natural phenolic compound, synergizes the antineoplastic effects of megestrol acetate in endometrial cáncer Scientific Reports 7: 12754 DOI:10.1038/s41598-017-12922-2
Witte AV, Kerti L, Margulies DS, Flöel A. Effects of resveratrol on memory performance, hippocampal functional connectivity, and glucose metabolism in healthy older adults.J Neurosci. 2014 Jun 4;34(23):7862-70. doi: 10.1523/ JNEUROSCI.0385-14.2014.
Yang YK, Wang LP, Chen L et al. Coenzyme Q10 treatment of cardiovascular disorders of ageing including heart failure, hypertension and endothelial dysfunction. Clinical Chimica Acta 2015; 450: 83-89 doi.org/10.1016/j.cca.2015.08.002
Xing Li Wang, David L Rainwater, Michael C Mahaney, Roland Stocker; Cosupplementation with vitamin E and coenzyme Q10 reduces circulating markers of inflammation in baboons, The American Journal of Clinical Nutrition, Volume 80, Issue 3, 1 September 2004, Pages 649–655, https://doi.org/10.1093/ajcn/80.3.649
Webs consultadas
http://www.scielo.br/pdf/bioet/v22n3/v22n3a04.pdf Accedido Mayo 2018
http://147.96.70.122/Web/TFG/TFG/Memoria/CRISTINA%20HUET%20BRE%C3%91A.pdf Accedido Mayo 2018
http://www.who.int/es/news-room/fact-sheets/detail/envejecimiento-y-salud Accedido Mayo 2018
http://www.ine.es/daco/daco42/sociales/infosoc_envej.pdf Accedido Mayo 2018
http://www.fao.org/3/a-ac911s.pdf Accedido Mayo 2018
http://www.vesisorb.com/ Accedido Mayo 2018
http://www.meriva.info/en/meriva-bioavailable-curcumin/scientific-support/ Accedido Mayo 2018
https://patents.google.com/patent/WO2013166177A2 Accedido Mayo 2018
Empleo clínico de la coenzima Q10. Disponible en http://www.intramed.net/contenidover.asp?contenidoID=12683. Accedido Mayo 2018
https://ocw.unican.es/mod/page/view.php?id=708 Accedido Mayo 2018
https://revistaepsilon.blog/2017/09/29/introduccion-al-estres-oxidativo-y-radicales-libres-radicales-libres-y-envejecimiento-nervioso-v/ Accedido Mayo 2018
How we age. From DNA damage to cellular miscommunication, aging is a mysterious and multifarious process.The Scientist. Disponible en https://www.the-scientist.com/?articles.view/articleNo/42280/title/How-We-Age/ Accedido Mayo 2018
https://www.fxmedicine.com.au/infographics?page=4