Otros micronutrientes de especial interés para la fertilidad de la pareja.

micronutrientes fertilidad pareja

El seguimiento de una dieta rica y diversa en nutrientes es fundamental para aumentar las probabilidades de la pareja de concebir y de lograr que el embarazo llegue a término.

Tanto el uso combinado como individual de diversos nutrientes pueden facilitar la fertilidad de la pareja, siendo beneficiosos para la mujer, para el hombre o para ambos.

En anteriores artículos hemos hecho referencia a los nutrientes clave en la fertilidad femenina y en la masculina, aunque existen otros micronutrientes que pueden ser de especial interés para la fertilidad de la pareja.

Colina y Glicina.

La colina es una amina cuaternaria y un nutriente esencial que actúa como donador de grupos metilo en numerosos procesos fisiológicos. Aunque puede ser sintetizada en el organismo, lo hace en pequeñas cantidades, por lo que el aporte dietético es necesario. Los huevos, cacahuetes e hígado, así como la carne de vaca, pollo y pescado son alimentos ricos en colina. Es el precursor de la fosfatidilcolina y de la esfingomielina, dos fosfolípidos estructurales que forman parte de las membranas biológicas, que sirven, además, como precursores de mensajeros intracelulares tales como el diacilglicerol o la ceramida. Asimismo, la fosfatidilcolina es un componente estructural importante de las lipoproteínas plasmáticas, permitiendo la exportación de quilomicrones y lipoproteínas de muy baja densidad. Además, el surfactante pulmonar, cuyo componente más importante es la dipalmitoil lecitina, previene la adherencia de las superficies internas de los pulmones, de vital importancia en el recién nacido.

 

nutrientes fertilidad femenina

 

 

En el organismo, la mayor parte de la colina se encuentra formando fosfolípidos, componentes esenciales de las membranas celulares, y es un precursor del neurotransmisor acetilcolina involucrado en numerosas funciones neuronales, incluyendo el aprendizaje y la memoria, así como en la conexión entre los nervios que inervan los músculos del corazón cuya actividad es fundamental para regular la frecuencia cardíaca en reposo.

Además, la colina es precursora de betaína (que las células glomerulares renales requieren como osmolitos para adaptarse al estrés osmótico), metionina y glicina.

 

Su importancia en la concepción y el embarazo se explica por su capacidad para aumentar la absorción de ácido fólico en la mujer, así como en sus beneficios potenciales sobre el desarrollo neuronal, nervioso y cardiorrespiratorio del feto. Se ha demostrado que la placenta humana es capaz de sintetizar colina de novo además de transportarla eficientemente desde el plasma materno.

Durante la gestación, especialmente en el tercer trimestre, las mujeres son más susceptibles a desarrollar hígado graso, probablemente debido a que los requerimientos de colina no se satisfacen adecuadamente. De hecho, el contenido hepático de colina disminuye de forma considerable desde el comienzo de la gestación y hacia su término. La demanda de colina es muy elevada durante el crecimiento y el desarrollo, por lo que las necesidades diarias pueden exceder la capacidad de síntesis del recién nacido. Parece que los neonatos humanos, especialmente los prematuros, pueden necesitar un suministro dietético diario de colina por lo que las recomendaciones para el enriquecimiento de las fórmulas infantiles se suelen basar en la cantidad de colina presente en la leche humana, que provee colina en forma de lecitina y de esfingomielina.

 Aceite de semilla de calabaza y Serenoa repens (Saw palmetto).

La próstata es una glándula fundamental en el sistema reproductor masculino dado que tiene como principal función segregar el líquido prostático que preserva y nutre a los espermatozoides. El líquido prostático contiene el antígeno prostático específico, una sustancia que ayuda a licuar el semen y contribuye a la movilidad y fertilidad de los espermatozoides. Su compromiso por infecciones y procesos degenerativos asociados a la edad es muy frecuente. La disfunción eréctil y los síntomas del tracto urinario inferior secundarios a una hiperplasia benigna de próstata son enfermedades prevalentes y con frecuencia coexistentes en los varones de mediana edad y de edad avanzada. Se ha visto que las semillas de calabaza reducen el dolor y otros síntomas en pacientes con hiperplasia benigna de próstata e infecciones frecuentes del tracto urinario tras 12 meses de suplementación, con lo que podrían aliviarse los cuadros de disfunción eréctil asociados.

semillas calabaza fertilidad masculina

 

Las bayas de Saw palmetto (Serenoa repens, Serenoa serrulata) contienen los principios activos de la planta. Los principios activos, que son ácidos grasos, parecen inhibir la 5-alfa-reductasa, inhibiéndose así la conversión de testosterona en dihidrotestosterona. Se la ha utilizado para disminuir los síntomas de hiperplasia de próstata, así como para aumentar la producción de espermatozoides.

La mayoría de las formulaciones evaluadas en estudios clínicos están constituidos en el 80% a 90% por ácidos grasos esenciales y fitoesteroles

serenoa repens fertilidad masculina

Bayas de Serenoa Rapens

 

La fertilidad de la pareja, y las dificultades que puedan surgir en torno a ella, se debe a causas que pueden estar en la mujer, en el hombre o en ambos, aunque con cierta frecuencia no es posible hacer un diagnóstico preciso.

El aporte adecuado de nutrientes es fundamental desde el momento en el que la pareja se propone la concepción hasta que logra el embarazo, durante el mismo y hasta su término, así como en la lactancia.  

 

 

 En el área para profesionales de nuestra web puede obtener una completa monografía para uso profesional acerca de intervenciones nutricionales en la fertilidad de la pareja.

 

      Bibliografía y referencias.