Desafiando al estrés.

suplementos para el estrés

Según los datos de un reciente estudio en el que han participado 3.000 personas adultas de ambos sexos de todas las comunidades autónomas, 9 de cada 10 españoles entre 16 y 65 años han sufrido estrés de forma ocasional en el último año, y el 45% lo ha sido de forma frecuente o continuada.

Eso implica que casi 12.000.000 de españoles tienen percepción de estar estresados.

 

Las causas más comunes que provocan este estado son el exceso de actividades, la falta de tiempo, problemas de cansancio y/o de sueño y los problemas relacionados con el trabajo y el desempleo. El estrés laboral es el segundo problema de salud relacionado con el trabajo más frecuente en Europa. Alrededor de la mitad de los trabajadores consideran que es habitual en su lugar de trabajo.

La Dra. Penny Kendall-Reed, de la Wellness Clinic de Toronto (Canadá), señala que el trastorno de ansiedad generalizada tiene una amplia gama de síntomas psicológicos y físicos, provocados por diferentes tipos de estrés:
  • Estrés emocional
  • Estrés físico
  • Estrés mental
Todos tienen en común que crean la misma respuesta a nivel físico en el cuerpo: la secreción de glucocorticoides, compuestos de adrenalina, noradrenalina y cortisol, que causan estragos en nuestro organismo.

La Dra. Kendall divide el enfoque de la gestión del estrés en tres categorías distintas: los suplementos, el estilo de vida y las pruebas analíticas, para así poder controlar mejor su tratamiento.

Centrándonos en los distintos suplementos, la Dra. Kendall indica que uno de los mejores ingredientes para el tratamiento del estrés es el decapéptido de caseína (Lactium®), un péptido bioactivo (alfa-casozepina) derivado de la caseína, que es una proteína natural de la leche. Fue desarrollado en Francia con el propósito de obtener un agente ansiolítico a partir de la observación de los efectos relajantes de la leche materna sobre el recién nacido. En la sabiduría popular, la ingesta de leche se relaciona con la mejora del sueño y con proporcionar un efecto calmante. Hace más de 60 años, se evidenció que los adultos mostraron una mayor tendencia al sueño ininterrumpido después de consumir una comida de copos de maíz y leche. Esos resultados estarían asociados con una respuesta condicionada a la leche que persiste desde la infancia dado que las proteínas lácteas son las únicas proteínas sintetizadas por los mamíferos para alimentar a sus crías.

Se considera que las caseínas, además de ser proveedoras de nitrógeno para el recién nacido, producen péptidos con diversas actividades biológicas.

Lo que hace este complejo de aminoácidos es ir directamente a una glándula de nuestro cerebro llamada hipotálamo y reducir la segregación que controla el eje hipotalámico-pituitario-adrenal de una hormona denominada CRH (hormona de la segregación de corticotropina) la cual estimula nuestras glándulas suprarrenales para segregar glucocorticoides.

Más importante aún, resetea todos los receptores alrededor del hipotálamo y de la pituitaria, consiguiendo reestablecer el feedback negativo perdido. Así que, cuando alguien sufre estrés crónicamente, pierde la capacidad de frenar la producción de estas hormonas del estrés. Ésta secuencia simple de péptidos ayudaría a reestablecer ese bucle.

Otro compuesto interesante que reduce las respuestas psicológicas y fisiológicas del estrés favoreciendo el estado de alerta, la creatividad, la atención y el rendimiento laboral es la L-teanina.

Según la investigación clínica , 50-200 mg de Suntheanine® (un suplemento de L-teanina) estimula la actividad en el cerebro conocida como ondas alfa, que se asocian con un estado mental relajado pero alerta. La L-teanina es un aminoácido contenido en hojas de té verde que se sabe que bloquea la unión del ácido L-glutámico a los receptores de glutamato en el cerebro.

Los investigadores encontraron que la ingesta de L-teanina podría prevenir el ascenso brusco de la tensión arterial en individuos más reactivos a estresores. El análisis del estudio encontró que estas reducciones de respuesta fueron probablemente debidas a la disminución de la activación nervioso simpática. “Por lo tanto, se sugirió que la ingesta oral de L-teanina podría causar efectos anti-estrés a través de la inhibición de la excitación de la neurona cortical”, afirma el resumen del estudio.

A su vez la Vitamina D, una vitamina liposoluble esencial para mantener el equilibrio mineral del cuerpo, podría contribuir a fortalecer el sistema inmune.

 

La acción conjunta de estos tres ingredientes parecería especialmente útil frente a estresores concretos que tienen una duración acotada (épocas de examen, inicio de un nuevo trabajo etc.) en personas altamente reactivas al estrés. En tales circunstancias facilitaría el descanso y el sosiego.

 

Puede encontrar más información sobre como  tratar el estrés en  nuestra página web.

 

REFERENCIAS

Guesdon B, Messaoudi M, Lefranc-Millot C, Fromentin G, Tomé D, Even PC.
A tryptic hydrolysate from bovine milk alphaS1-casein improves sleep in rats subjected to chronic mild stress. Peptides. 2006 Jun;27(6):1476- 82.

Miclo L, Perrin E, Driou A, Papadopoulos V, Boujrad N, Vanderesse R, Boudier JF, Desor D, Linden G,Gaillard.
Characterization of alpha-casozepine, a tryptic peptide from bovine alpha(s1)-casein with benzodiazepine-like activity. FASEB J. 2001 Aug;15(10):1780-2.

Papadopoulos, V.
Peripheral-type benzodiazepine/diazepam binding inhibitor receptor: biological role in steroidogenic cell function. Endocr. Rev. 14, 222–240 1993

Medina, J. H., Peña,
Benzodiazepines in the brain. Their origin and possible biological roles. Mol. Neurobiol. 6, 377–386 1992

Ito K, Nagato Y, Aoi N, Juneja LR, Kim K, Yamamoto T Sugimoto S.

Effects of L-theanine on the release of alpha-brain waves in human volunteers.Nippon Nogeikagaku Kaishi, 72; (1998) 153-157.

 L-Theanine – a unique amino acid of green tea and its relaxation effect in humans.Trends in Food Science and Technology: 10; (1999) 199-204.

Prietl B, Treiber G, Pieber TR, Amrein K.
Vitamin D and immune function.Nutrients. 2013 Jul 5;5(7):2502-21.