Combatir el cansancio o la fatiga

reducir cansancio

 El cansancio o la fatiga se define como la sensación de agotamiento o disminución de la capacidad energética de un sujeto

Se puede diferenciar entre cansancio o fatiga aguda y cansancio o fatiga crónica. La forma aguda aparece generalmente tras la realización prolongada de una actividad, o como consecuencia de un trabajo intenso y se alivia con el descanso.

Por otro lado, el cansancio o fatiga puede tener un origen físico o mental. La fatiga física ocurre cuando hay agotamiento de las reservas de glucógeno y fosfocreatina en los músculos, transmisión neuromuscular deficiente o una alteración en la bomba de calcio del retículo sarcoplásmico. La fatiga mental es consecuencia de un periodo prolongado de actividad cognitiva.

Causas

El cansancio o fatiga puede deberse a estados emocionales alterados como en situaciones de estrés y ansiedad o insomnio prolongado.

Múltiples factores pueden ser la causa subyacente de fatiga, siendo de especial relevancia las alteraciones que puedan aparecer en el metabolismo energético celular.

El metabolismo energético es el conjunto de reacciones específicas destinadas a transformar los macronutrientes o alimentos en energía (bioenergética). EL metabolismo energético tiene lugar en la célula y, de manera específica, en las mitocondrias. El ATP es la molécula que almacena y aporta la energía necesaria para la actividad celular. En las mitocondrias se dan las transformaciones que permiten la obtención de energía a partir de las unidades básicas: glucosa, aminoácidos y ácidos grasos.

La disfunción mitocondrial se considera uno de los principales mecanismos que contribuye a la fatiga:

disfuncion mitocondrial

 

Combatir el cansancio

 Varios nutrientes pueden ayudar a reducir el estado de cansancio o fatiga, tanto agudo como crónico, por su actividad antioxidante, por su intervención en la biogénesis mitocondrial y optimizando la producción de energía en el organismo. El uso de unos nutrientes u otros va a depender del origen de la fatiga, si es causado por emociones (estrés, ansiedad, falta de descanso o depresión), es un efecto secundario de una enfermedad metabólica, cardiovascular, inflamatoria o infecciosa, un déficit nutricional o debido a una actividad física inadecuada, excesiva o prolongada.

combatiendo el cansancio

 

 

Diferentes nutrientes ayudan a combatir el cansancio por su actividad antioxidante, facilitando la producción de energía en el organismo y optimizando la renovación y función de las mitocondrias en las células.

 

Fitonutrientes, minerales y vitaminas para combatir el cansancio o la fatiga.

Fatiga causada por enfermedades.

Personas con una enfermedad crónica o de larga duración con frecuencia experimentan cansancio por el estado de inflamación subyacente, la activación excesiva del sistema nervioso autónomo y la alteración del eje HPA. Además, puede existir la alteración en la absorción y utilización de algunos nutrientes por el organismo.

fatiga causada por enfermedades

1.1. Taninos de la corteza de roble francés

 El uso de extractos estandarizados de la corteza de roble francés, ricos en taninos elágicos conocidos como roburinas, ha mostrado un efecto beneficioso frente al estrés oxidativo y en la mejora de los síntomas físicos y mentales relacionados con la fatiga en diferentes perfiles de sujetos. En deportistas, el rendimiento y la recuperación después del ejercicio son mejores con el uso del extracto de corteza de roble francés.

 1.2. Vitaminas B

Las vitaminas del complejo B son vitaminas hidrosolubles necesarias para la producción y liberación de energía en las células, el metabolismo de proteínas, lípidos y carbohidratos. Su déficit cursa con una sensación de fatiga.

1.3. Vitamina C

La Vitamina C es un potente antioxidante que contribuye a la reducción del cansancio.Desempeña un papel importante en el metabolismo del hierro favoreciendo su movilización desde las reservas, su absorción intestinal y su utilización por los glóbulos rojos.

vitamina c reduce cansancio

1.4. Hierro

La principal función del hierro es el transporte de oxígeno en la sangre al formar parte del grupo hemo que permite la unión del oxígeno a la hemoglobina. Su deficiencia tiene como síntoma principal la fatiga.

Fatiga deportiva

La práctica deportiva aporta beneficios para la salud y ayuda a prevenir enfermedades, pero causa cambios metabólicos en el organismo como la formación de radicales libres. Una recuperación inadecuada después del ejercicio físico puede provocar lesiones musculares y articulares y una mayor sensación de cansancio.

fatiga deportiva

2.1. Coenzima Q10

La coenzima Q10 (CoQ10) es un cofactor clave en la cadena de transporte de electrones a nivel mitocondrial, necesaria para la fosforilación oxidativa que conduce a la generación de ATP ( adenosín trifosfato) ayudando a recuperar la energía después de la práctica deportiva.

2.2. Pirroloquinolina quinona

La pirroloquinolina quinona promueve la biogénesis mitocondrial y protege a las mitocondrias frente al estrés oxidativo mejorando el rendimiento deportivo y reduciendo la fatiga asociada a un ejercicio físico intenso.

PQQ

2.3. Magnesio

Durante el ejercicio físico aumenta el requerimiento energético, incrementando el metabolismo energético, requiriendo un mayor consumo de magnesio. Adecuados niveles en el organismo ayudan a una buena recuperación después de la práctica deportiva y reducir la sensación de fatiga.

Los calambres musculares son síntomas frecuentes en personas con déficit de magnesio, ya que interviene en la contracción muscular contrarrestando la acción del calcio.

Disminuir el estrés oxidativo y aumentar el metabolismo energético y la biogénesis mitocondrial ayuda a un mejor rendimiento deportivo.

mejorar rendimiento deportivo

Douglas Laboratories® ha desarrollado distintas fórmulas con micronutrientes que pueden ayudar a recuperar la vitalidad reduciendo el cansancio y dando soporte a un metabolismo energético normal.

 Consulte el área para profesionales de nuestra web para obtener una completa información sobre intervenciones nutricionales para combatir el cansancio o la fatiga.

 

   Bibliografia y referencias